• +34 963 459 325
  • info@heura.net

Sistemas de depósito, devolución y retorno (SDDR) en la industria

SDDR

La economía circular y el reciclaje son temas candentes a nivel mundial. Alguna de las soluciones utilizadas para su implantación son los sistemas de depósito, devolución y retorno (SDDR) que se utilizan junto con los Sistemas Integrados de Gestión de Residuos (SIG),  al demostrarse, que hoy en día, son sistemas útiles para la recolección de residuos de envases.

Qué son los sistemas de depósito, devolución y retorno (SDDR)

Los sistemas de depósito, devolución y retorno son sistemas donde los consumidores que compran un producto pagan una pequeña cantidad de dinero que se reembolsará cuando, una vez que hayan terminado de usarlo, lleven el residuo generado a un punto de recolección.

Actualmente se utiliza exclusivamente para residuos de envases. El residuo de envase recolectado puede ser reciclado y transformado en materias primas secundarias. La organización a cargo de su gestión supervisa el proceso con la instalación de las infraestructuras necesarias, y la eficiencia del circuito en relación a la tarifa de depósito.

Este sistema es una de las aplicaciones del principio de que quien contamina paga, donde las personas tienen incentivos económicos para reciclar en lugar de desechar. Se implementa principalmente para recolectar y reciclar residuos de envases de plástico, madera, metal y vidrio; ya que se pueden transformar fácilmente en materias primas secundarias.

Estos sistemas fueron ampliamente utilizados hasta la década de 1980; todavía hoy se implementan en algunos países en el sector HORECA.

Si echamos un vistazo a por qué esto se detuvo, hay varias razones principales:

  1. La primera es el desarrollo de envases de plástico a escala industrial. El plástico como material ligero, barato y de un solo uso requiere un proceso de gestión menos costoso económicamente que el depósito de vidrio, pero con un mayor impacto medioambiental.
  2.  Junto con el aumento plástico, el desarrollo de sistemas de responsabilidad extendida del productor en Europa condujo al abandono de los sistemas de depósito, devolución y retorno;  ya que, los primeros,  requieren menos participación en la gestión del sistema por parte de las empresas; los productores simplemente pagan una tarifa a una organización externa que se encarga de todo.

Sin embargo, como la contaminación plástica es un tema candente, el SDDR se está volviendo a considerar. Y es que, por ejemplo, en el mundo se producen 20.000 botellas de plástico por segundo. Cada minuto se compra 1 millón de estas botellas. Y de ellas, sólo un 7% se transforma en nuevas botellas.

Beneficios de implementar SDDR

  1. El primero y más obvio es el beneficio ambiental. Al poner un incentivo económico para traer los envases de vuelta para su reciclaje, los sistemas de depósito devolución y retorno pueden ayudar a que se pueda mantener más cantidad de material en el sistema productivo.
  2. En términos de calidad, los SDDR proporcionan altos rendimientos ya que dependen de la recolección por separado y, por lo tanto, proporcionan materiales de alta calidad, lo que permite el reciclaje de botella a botella. Esto lleva a una reducción de la extracción de residuos y de recursos naturales, ya que los productores tienen acceso a una mayor cantidad de materias primas secundarias. Las botellas de plástico son uno de los principales contribuyentes a la crisis de la contaminación plástica, ya que tienen un fuerte impacto en la biodiversidad marina.
  3. SDDR aportan beneficios fiscales y económicos que complementan el ambiental. Por ejemplo, los productores pueden reducir sus costes de producción utilizando materiales reciclados, que es más barato que extraer y procesar nuevos.

Sin embargo, el número de empresas que recurren a cumplir con sus obligaciones mediante la adhesión a los sistemas SIG de recogida de residuos es considerablemente mayor a las que recurren al SDDR; ya que, por el momento, se trata de un trámite más sencillo y rápido.

¿SDDR o SIG?

Ambos sistemas bien implantados y ejecutados pueden conseguir grandes beneficios medioambientales por la recuperación de materiales. Creemos que no se trata de utilizar uno u otro excluyentemente, pueden convivir e incluso ser complementarios cuando se piensa en primer lugar en la eficiencia del sistema y en la reducción de la contaminación generada por el abandono de residuos.

En Heura podemos desarrollar sistemas SDDR para las empresas que coexistan con los SIG para envases que tengan una mejor reutilización.

Nuestros expertos estudiarán cada caso para definir cuál es la mejor opción. No tiene por qué ser solo SIG o SDDR ya que pueden coexistir dependiendo de varios factores:

  • Material y tipo de envase
  • Zona geográfica de implantación
  • Campañas de uso de productos envasados
  • Eficiencia demostrable des sistema propuesto
  • Costes asociados

Si estás interesado en saber más sobre este sistema no dudes en contactar con nuestros expertos en medioambiente y diseñaremos la mejor solución para tu empresa.

Deja un comentario

Heura Gestió Ambiental

Somos una organización especializada en el asesoramiento y la gestión medioambiental, contamos con una experiencia de 15 años asesorando a todo tipo de industrias y ofreciendo servicios eficientes para optimizar el desarrollo de procesos desde el punto de vista medioambiental.

Facilitar el cumplimiento de obligaciones medioambientales y reducir los posibles impactos negativos sobre el entorno son nuestros objetivos.

Noticias recientes

Síguenos en Facebook

¡Comparte, por un mundo sostenible!

Share on linkedin
Share on facebook
Share on twitter
Share on email
  • (+34) 963 459 325
  • info@heura.net

¡QUE NO SE TE ESCAPE NADA!